Un blog para descubrir las nuevas promesas del deporte rey y disfrutar de los mejores pases y de la actualidad futbolística.

Carismas

Por Kèlsang Bas

El fútbol es un espectáculo rimbombante que mueve a millones de seguidores en todo el mundo y que, además, entra en la categoría de deporte 90 minutos a la semana. La polémica en este elefante mediático es más importante que el propio balón. Y eso lo sabemos todos; ¿por qué sino existen estupideces como el tiempo de descuento?

Los protagonistas del fútbol saben que el público se agolpa delante de las pantallas y el papel en busca de titulares llamativos. Los ejemplos son clarísimos. La actualidad de los últimos días ha girado en torno a Mourinho y una más de sus problemáticas intervenciones. El House de los entrenadores de fútbol saltó a la fama en el Chelsea, y desde entonces, la prensa le ha brindado la oportunidad de ser un ‘chulito’, muy falto de humildad, y siempre con una actitud altiva. Y así, entre insultos y frases dignas del más arrogante de los Ristos, se ha consolidad como uno de los tres mejores entrenadores del mundo.

Cristiano Ronaldo no ha podido tampoco escapar a esta tentativa senda de protagonismo; multitud de citas suyas han encabezado las portadas de los periódicos deportivos. Una personalidad fuerte, un carisma altivo y con gancho, y una forma de jugar o entrenar vistosa y efectiva son los requisitos para convertirse en una personalidad mediática en el mundo del fútbol.

Las nuevas generaciones vienen pisando fuerte. Como sabréis si leéis Antes del Gol, Mario Balotelli ha ganado el premio Golden Boy 2010, una especie de Balón de Oro para jóvenes. ¿Alguien había oído hablar de este premio hasta este año? Lo dudo. ¡Qué gran lástima sería ganar un reconocimiento individual y no aparecer en los medios! Balotelli, delantero que coincidió con Mourinho en el Inter, se ha desprendido del problema con joyas como “Solo Messi es mejor que yo” o “¿Quién más podría haber ganado este premio además de mí?”. Además, se ha lucido con una afrenta a su principal competidor para el Golden Boy, Jack Wilshere: “¿Cómo ha dicho? ¿Wil…? No, no he oído hablar de él todavía, pero la próxima vez que juegue contra el Arsenal voy a tener que prestar atención. Tal vez podría enseñarle el Golden Boy y recordarle que lo gané yo”.

En definitiva, la amarillización conocida y aceptada por todos de nuestro deporte favorito. Esperemos que las tendencias no cambien y podamos seguir desternillándonos con las barbaridades de esta gente.

 

Publicado también en UValencia.

Anuncios

Una respuesta

  1. Uno que pasava per aci

    Molt bona entrada. Però a diferència de l´última frase, a mi m´agradaria que el futbol s´allunyara de la línia de la polèmica, el negoci i la discusíó injustificada. M´agradaria que “el nostre esport favorit” tornara a ser un esport i no fora una mera forma d´entreteniment de la massa que libera tensions insultant i parlant de coses que no sap. Açò, per contra, no ocorrera mai, perquè la forma d´entendre el futbol com algo molt allunyat de lo estrictament deportiu mpou massa diners per a abandonarla.
    Un exemple en són les polèmiques arbitrals (com el que has dit del temps afegit). Per què tots els esports estan adaptant tecnologies a les decicions per a que no es cometen errors que perjudiquen l´àmbit esportiu i al futbol no es prenen aquestes mesures? Perquè és més facil parlar del “Villarato” que del plantejament tàctic que va seguir Osasuna per a fer front al Barcelona, per exemple.
    Visca el FUTBOL!

    27 diciembre, 2010 en 11:02 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s